viernes, septiembre 30, 2022

MORENA: CIFRAS DUDOSAS

AL PIE DE LA LETRA

Al referirse ayer, en su conferencia de prensa, a la elección de los 3 mil delegados
distritales de Morena que entre sábado y domingo se votaron en los 300 distritos electorales federales de las 32 entidades del país, el presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que se trató de una buena jornada democrática en la que participaron alrededor de 2 millones 500 mil ciudadanos, por lo que felicitó a los dirigentes de su partido por la organización del proceso.

“Hay desde luego inconformidad, hay que mejorar cada vez más estos procesos para que no haya violaciones, acarreos, inducción al voto y hubo todavía ese tipo de prácticas, pero en muy pocas casillas, no se generalizó, no es como los opositores, los conservadores hubiesen querido”, comentó.

Pero no sólo sus adversarios “conservadores” o “neoliberales”, como los suele llamar,
descalificaron la jornada electoral de su partido, sino también connotados académicos y
activistas de Morena.

Por ejemplo, John M. Ackerman, apologista de la 4T y esposo de la ex secretaria de la
Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, cuestionó ayer en Twitter los resultados oficiales
de la votación en Xalapa: “En este distrito de #Veracruz, se supone que se emitieron más de 13 mil votos en 8 horas (27 por minuto) y el señor Esteban Ramírez Zepeta resultó muuuy popular con 6037 ‘votos’. ¿En serio van a seguir insistiendo en que no hubo acarreo y que fue una ‘fiesta democrática’?”

María Cristina Padrón, experta en matemáticas, detalló en esa misma red social que Morena
instaló un total de 542 casillas en los 31 Estados y la CDMX, con objeto de cubrir los 300
distritos electorales. Eso significa, explicó, que a cada distrito le correspondió 1.8 casillas.
“¿Extraño no? Esta es una manera de verlo, la otra es que de acuerdo al Sr. Mario Delgado
el día 30 se instalaron 345 casillas para cubrir 20 Estados, eso implica que una distribución
equitativa tendría 17 casillas por entidad. En el día 31 instalaron 197 casillas, y bajo el
mismo criterio, serían 16 casillas por entidad. Según el Sr. Delgado, el 1° día participaron
entre 1’500,000 y 2’000,000 de personas. Lo que implica de acuerdo con su primera
estimación, que por cada casilla votaron 4,347 personas, o sea 534/hr. o bien 9/min. Para el segundo cálculo, votaron 5,797 personas, 724/hr. o 12/min. En el 2° día calculó un total de 800,000 a 1’000,000 de votantes. Siguiendo la misma línea, implica que para la primera estimación votaron 4,060 por casilla o bien 507/hr. u 8/min.”

“En la segunda estimación votaron 5,076 por casilla, con 634/hr. o 10/ min. Esto derrumba
el primer mito, del éxito de la elección por la cantidad de personas en las filas esperando
votar. Era obvio que ante la pobrísima oferta de sitios de votación, hubo aglomeraciones.

“Otro mito que se tira por la borda es que casi no hubo acarreos, falso. Imaginen un estadocomo Sonora, donde las distancias para muchos votantes resultan un problema, la solución fue subirlos a un transporte y llevarlos a los centros de votación, y eso sucedió en todos lados”, señaló.

“Al respecto recordemos que el INE para la revocación de mandato instaló 57 mil 677
casillas, Morena instaló solo el 0.93% de esa cantidad. No olvidemos que las críticas hacia
el Instituto fueron porque al haber solo 1/3 parte de casillas con relación a una elección
general, la gente tenía que caminar más.

“Veamos ahora la confiabilidad de los resultados y la seguridad en la elección. ¿Es seguro
este proceso? NO. Por la sencilla razón de que las boletas para votar NO tienen FOLIO.

“¿Es confiable este proceso? NO. Para ejemplificar, de cada 10 adultos mayores
encuestados, 8 dijeron que NO querían perder su pensión de adultos mayores. Esto es
COACCIÓN del voto y es un delito electoral…”

Remarcó que “no hubo piso parejo y hay denuncias”, que “hubo compra masiva de votos” y “uso de programas sociales como en la CDMX”.

Pero destacó que “hay algo aún más grave: se utilizó este ejercicio para llevar a cabo una
afiliación masiva al partido Morena. Un requisito para votar fue precisamente ese, y se
masificó al COACCIONAR a los beneficiarios de programas sociales para que acudieran a
elegir consejeros, so pena de perder dichos apoyos”.

Finalmente apuntó: “Morena a la fecha tiene un total de 466 mil 931 afiliados registrados
ante el INE. Es imperativo que ese Instituto lleve a cabo una verificación de los padrones
de beneficiarios de programas sociales, a cargo de la Secretaría del Bienestar y detectar a
todos aquellos que fueron obligados a afiliarse a ese partido. Adicionalmente ha quedado
registro en las redes sociales de la forma en la que dirigentes y/o simpatizantes de Morena
se comportan, cuando está de por medio obtener un cargo desde el cual tienen el poder de
decisión en el futuro, como es el caso, ya que quienes resulten electos, tendrán en sus
manos la selección de candidaturas de Morena para las próximas elecciones, lo que
representa una gran oportunidad de hacerse de recursos ilícitos a través de la venta de las
mismas, práctica común en ese partido, como lo menciona el Sr. Julio Astillero”, el
destacado columnista político del diario La Jornada, el diario más afín al obradorismo.

Como bien cuestiona el doctor Ackerman: ¿deveras habrá que celebrar que fue una
auténtica “fiesta democrática”?

otros columnistas

Ni honestos, ni expertos

Comandante supremo, a prueba

Éric y Cuitláhuac, bien

Policía ‘profesional’

Indira, Yunes y AMLO

Nahle: compadrocracia

Espionaje

Planta cervecera: ¿cómo va?