lunes, noviembre 28, 2022

En el PRI están enojados por el voto de Pepe Yunes

Armando Ortiz

Twitter: @aortiz52 @lbajopalabra

En el PRI están enojados por el voto de Pepe Yunes en contra de la militarización. Buena oportunidad para que el peroteño se salga de las filas del PRI

El PRI da asco. Estar de acuerdo con la traición de Alejandro Moreno a la alianza Va por México vuelve traidor a cualquier militante que haya aprobado la militarización del país. ¿Creen que no sabemos que Alito sólo salvó el pellejo y utilizó a su partido para que dejaran de investigarlo, para que Layda Sansores dejara de exhibirlo, para que cejaran en su intento de desaforarlo? Mejor hubiera sido desaforar a Alito que vivir con el estigma de traidores. Señala El Universal en su editorial Bajo Reserva que “después de haber votado en contra de la iniciativa para que el Ejército y la Marina se mantengan en las calles del país hasta 2028, como finalmente lo aprobaron el PRI, Morena, el PT y el PVEM, al diputado federal priista José Francisco Yunes Zorrilla lo ven sus correligionarios en la Cámara Baja como la oveja negra de la familia. Algunos legisladores aseguran que, aunque Yunes Zorrilla quiere ser gobernador de Veracruz, su estado natal, sigue enojado y molesto por el resurgimiento del PRIMor. Hay hasta quienes dicen que no falta mucho para que le diga adiós al tricolor. ¿Será?”. La verdad es que es una buena oportunidad para mandar al carajo las siglas de un partido que en los últimos años sólo han sido un lastre para su carrera política.

Después del “fuchi” que le hicieran a su propuesta de pacificar Ucrania, AMLO dice que “la desechan debido a sectarismos o intereses de élite”

Nadie le pidió al presidente López Obrador que pacificara Ucrania; nadie le pidió que interviniera en la guerra de Ucrania contra Rusia, porque suponen que el presidente mexicano debería estar muy ocupado en pacificar su país. Siguen arrojando cuerpos en las calles de Zacatecas, siguen incendiando trailers en las ciudades de Jalisco, Guanajuato, Michoacán, Guerrero; hay balaceras en Orizaba y asesinatos de periodistas en el norte, centro y sur del país. Por ello los líderes mundiales no creen que deban interrumpir las muchas actividades del presidente López Obrador para que se vaya a Ucrania a remediar una guerra que ni le incumbe. El plan que López Obrador presentara, le mandan a decir los ucranianos, huele a plan ruso. Dice la periodista Dolia Estévez que de hecho asesores de la embajada rusa le dictaron ese plan. Pero López Obrador insiste y hasta responde al “fuchi” que le hicieron a su propuesta de pacificación: “Repito el discurso de la propuesta para lograr la paz alterada por la guerra de Rusia y Ucrania. Lo hago porque muchos no la conocen y otros la desechan debido a sectarismos o intereses de élite. Sin embargo, es un deber tratar de salvar vidas y evitar sufrimientos en esos países. Está de por medio detener la inflación y la crisis económica y de bienestar en todo el mundo”. Pues si se trata de salvar gente, que se ponga a salvar su país, que deje de andar de “candil de la calle, oscuridad de su casa”.

Mientras López Obrador quiere arreglar la guerra en Ucrania, en Guanajuato asesinan a 19 personas en diferentes municipios

A López Obrador ya le dicen “candil de la calle, oscuridad de su casa”. Y es que mientras el señor presidente anda viendo cómo resuelve la guerra entre Rusia y Ucrania, en varios estados de la república el crimen organizado sigue llevando a cabo matanzas. Por ejemplo, durante este fin de semana, en Guanajuato 19 personas fueron asesinadas. Tan sólo en la zona metropolitana de León, la tarde del sábado de manera simultanea asesinaron a personas en Silao y Romita. Más tarde sobre la calle Madero en la Zona Centro de la ciudad se reportó otro ataque armado. El reporte también indica que dos personas murieron en el municipio de Cortázar, donde hombres armados atacaron un anexo ubicado en la colonia Fray Daniel. En Celaya también se reportaron ataques, donde hubo pérdidas humanas. En total 6 personas murieron en Romita, 4 en Silao, 3 en León, 3 en Cortázar, 2 en Celaya y una en Purísima del Rincón. Pero claro, al presidente López Obrador le interesa más pacificar Ucrania.

otros columnistas