lunes, noviembre 28, 2022

El Patriarca y su clon

Por Sergio González Levet

Presidente López Obrador (AMLO): “A pesar de la lluvia de amparos, el Tren Maya va”.

Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum (CS): “El Gobierno de Ciudad de México ha roto con Det Norske Veritas (DNV), la empresa noruega encargada de los peritajes tras la tragedia de la Línea 12 del Metro”.

AMLO: “El rechazo al proyecto tiene que ver con intereses de dinero, pues hay más de mil 550 kilómetros de vía -a lo largo de cinco entidades- y el tramo más cuestionado es el 5 (Cancún-Tulum), de apenas 120 kilómetros”.

CS: “Es un informe deficiente, mal ejecutado, con problemas técnicos, tendencioso y falso”.

AMLO: “Vamos a enfrentar a estos grupos de intereses creados, a sus voceros y achichincles. Los seudoambientalistas opositores a la obra son unos farsantes, y quienes han presentado esos recursos legales no son campesinos, ejidatarios ni pequeños propietarios”.

CS: “El conflicto de interés, es que un abogado que ha litigado contra el presidente Andrés Manuel López Obrador está vinculado a DNV”.

AMLO: “No vamos a dar ni un paso atrás. Ellos (los opositores) tienen todo el derecho de acudir a las autoridades y cuentan con el apoyo de miles de abogados. Siempre he dicho que el conservadurismo en México es muy fuerte, como en el mundo; deben tener entre sus vanguardias, los más recalcitrantes y simpatizantes, como 25 millones (de personas). Es una fuerza considerable, y en el Poder Judicial (tienen) mayoría. Pero la verdad y la justicia son fuerzas muy poderosas”.

CS: “El pleito viene desde hace semanas, pero no se había ventilado hasta este miércoles. Las conexiones específicas de DNV con la oposición, Mexicanos Contra la Corrupción y el abogado, un exfuncionario del Sistema Anticorrupción durante el Gobierno de Enrique Peña Nieto, no han quedado del todo claras. La querella con el Presidente se remonta a la elección de 2012.”

AMLO: “Si no emito el acuerdo, pues nos paran por completo. Eso es lo que quieren; a ellos no les importa que se quede inversión tirada, que es dinero del pueblo. Yo debo cuidar eso, para eso me eligieron, para defender los intereses del pueblo. Dicen: ‘es que no hay permiso’, la famosa MIA (manifestación de impacto ambiental); parte del acuerdo fue para que hubiera tiempo y se tuvieran bien las cosas, porque nadie quiere destruir el medio ambiente; a lo mejor ellos sí, pero nosotros llevamos años luchando por la naturaleza, por las causas justas, por la justicia”.

CS: ““Nosotros no vamos a permitir, en ningún momento, la vulneración de las víctimas y la verdad del proceso, que se ha estado desarrollando con toda pulcritud, hasta el segundo reporte de la empresa. Hay muchos intereses detrás”.

sglevet@gmail.com

otros columnistas

Cuidado con el cambio /3

Cuidado con el cambio /2

Cuidado con el cambio /1

Las dos marchas

Futbol y política

No ver el Mundial