sábado, mayo 21, 2022

Salió peor el remedio que la enfermedad…

Nada, ni los plantíos destruidos, ni la droga incautada, ni los laboratorios arrasados, ni los vehículos y todo lo demás que quieran decir; y que, por supuesto se pone en duda que así haya sido, pues la credibilidad hacia el Gobierno es ya nula…

Y muy lamentablemente también hacia el Ejército, que parece que ha olvidado que está para defender a la Patria; que no es la guardia pretoriana del Presidente.  Y que sus elementos son soldados, no albañiles.  Que puedan hacer bien el trabajo, no se duda; pero no es esa su obligación…

O, dicho de otra manera, se les paga -aunque se les paga muy mal- para que velen por la seguridad de la Patria, nada más…

Haber sacado a las calles a los militares para enfrentar una guerra que de antemano ya estaba perdida, fue un gravísimo error.   Bien dijo el Gran Duque Constantino de Rusia (1827 – 1892) “Detesto las guerras.  Echan a perder a los Ejércitos”…

Qué vergüenza del General Secretario, que se prestó a declarar que los soldados no dispararon porque no había gente armada; cuando los videos dicen todo lo contrario.  Pero aún en el caso de que no hubiera gente armada; no mejora en nada que justifique el salir corriendo en medio de insultos…

Nada de lo que digan en desagravio podrá subsanar lo que todos hemos visto.  Así como se celebra la victoria de un ejército; así duele y más; porque no solo fue derrotado, sino que fue humillado…

Algún día entenderán que la única solución para acabar con todas estas desgracias derivadas del narcotráfico, es la legalización de las drogas.  De todas; y que cada cual se haga responsable de sí mismo; sólo de sí mismo…

Por si no se han dado cuenta, les comento que el combate a las drogas ha fracasado; y que combatirlas con violencia no les ha funcionado. Y no les ha funcionado porque quieren combatirlas como delito, lo que es un claro problema de salud…

El caso es que la defensa que desde el púlpito matutino las Autoridades hicieron de los soldados, fue como para decirles “Ya no me defiendas compadre”; porque sale peor el remedio que la enfermedad.  Pues malo que hayan traído armas; pero peor que no las trajeran.

Cambiando de tema…

¡Vaya! hasta que por fin decidieron apoyar al campo.  Ya era hora.  No solo porque Alemania ha informado que viene una hambruna todavía peor a la posterior a la Segunda Gran Guerra y que mucha gente morirá; sino porque al depender del extranjero para alimentar al pueblo, no se puede hablar de Soberanía ni Libertad.

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.    

Lo último

Columnas