viernes, febrero 3, 2023

México, casi un millón y medio de infectados y López-Gatell de vacaciones en las playas de Oaxaca; hasta el papa lo critica

No sean envidiosos, se lo merece. Hugo López-Gatell, con el manejo adecuado de la pandemia ha salvado muchas vidas. Su labor para que México sea uno de los pocos países que logró aplanar la curva, domar la pandemia ha sido fundamental. Sus advertencias a tiempo sobre el uso del cubrebocas y sobre quedarnos en casa ha librado de la infección a millones. Justo es que se vaya de vacaciones a las playas de Oaxaca. Además, seguro, el señor ya se puso la vacuna y ahora goza de inmunidad. Pero ya hablando en serio, ¿qué pasa por la mente de López-Gatell, quien se fue de vacaciones a exhibirse en un restaurante de Playa Zipolite, en San Pedro Pochutla, Costa de Oaxaca. Habría que recordarle a López-Gatell que en México ya casi son un millón 500 mil infectados, eso según sus propias cifras; también hay más de 127 mil muertos. López-Gatell, como figura pública, está bien vigilado, pues además lo descubrieron en su vuelo rumbo a Oaxaca sin el cubrebocas puesto. Bueno, hasta el papa Francisco criticó a esos que se van de vacaciones, que piensan en su propio placer, sin pensar en las personas que se guardan en sus casas. ¿Qué pasa por la mente de López-Gatell?

En Nueva Zelanda ministro de Salud dice ser idiota por irse de vacaciones en pandemia; López-Gatell dice que las merecía

En abril de 2020 el ministro de Salud de Nueva Zelanda, David Clark, se fue de vacaciones con su familia a la Playa de Doctor’s Point. Unos días antes, el 25 de marzo David Clark ordenó un confinamiento estricto a los neozelandeses con el fin de contener el avance del coronavirus. Pero el ministro, así como López-Gatell, fue descubierto rompiendo el confinamiento que el mismo impuso. La sociedad neozelandesa se fue contra él, lo que lo obligó a renunciar. “Soy un idiota”, dijo de sí David Clark. Reconoció que su viaje fue “una clara violación de los principios del confinamiento”. Sin embargo, Hugo López-Gatell se va de vacaciones a las playas de Oaxaca y contesta a los reclamos que le hacen: “No tengo nada que ocultar. Efectivamente fui a la costa de Oaxaca, a la región de Pochutla. Es un sitio hermoso con población muy generosa, muy benévola, y fui a visitar a familiares muy cercanos, a personas muy amigas y estuvimos en una casa particular durante los días de Fin de Año”. Si López-Gatell tuviera la dignidad de David Clark, renunciaría. Pero no hay que pedirle peras al olmo, López-Gatell no tiene dignidad, sólo tiene excusas. 

Arias Lovillo, la quiere bonita y con trenzas. Quiere ser alcalde, pero él pondría las condiciones a los partidos que lo buscaran. ¿Quién lo busca? Nadie

El exrector de la Universidad Veracruzana, Raúl Arias Lovillo, se apunta para ser alcalde de Xalapa. Cree Arias Lovillo que dejó un buen sabor de boca siendo rector de la Universidad Veracruzana a pesar de los muchos señalamientos que se le estuvieron haciendo durante su gestión. De hecho, gracias a él y a Sara Ladrón de Guevara, la UV ha dejado de ser relevante; ¿a quién le importa la UV? La verdad es que otra persona con títulos académicos como Hipólito Rodríguez, es lo menos que requiere Xalapa. Pero no sólo eso. A pesar de que ningún partido o busca, Arias Lovillo hasta pone sus condiciones para aquellos que lo quieran como candidato a la alcaldía de Xalapa. En un mensaje de Twitter el exrector anota: “Reitero, seré candidato a la Alcaldía de Xalapa si los partidos me dejan construir una plataforma ciudadana para tener un Gobierno con capacidad, honestidad y verdadera equidad de género”. Seguramente Arias Lovillopondría en la tesorería del ayuntamiento a Víctor Arredondo, y le daría chamba a los muchos que junto con él saquearon las arcas de la UV. Po cierto, ¿cuántos partidos le tomaron la palabra al exrector? ¿Ninguno? No pues qué solicitado anda.

Armando Ortiz ​​​Twitter: @aortiz52 ​​@lbajopalabra

otros columnistas