lunes, noviembre 28, 2022

El Niño Polla y la oposición

Por alguna extraña razón solo atribuible a sus suscripción al You Porn donde ven las repeticiones de la derrota del 2018, el sector opositors tienen una fijación por Jordi, el Niño Polla. En los inicios de la pandemia, la dotora Dresser que lucha contra la dictadura macuspánica, tuiteó una imagen del actor porno vestido de galeno diciendo que era un doctor del IMSS fallecido a causa de covid por culpa del doctor Gatell. Por supuesto, fiel a su notable sentido de la morigeración, Denisse armó un pancho épico que solo puede ser comparado con los otros ochocientos panchos que ha protagonizado en su esfuerzo por superar a Kinky Téllez y a Sandra Baticuevas, sub inspectora de marchas, mítines y pelotazos. Luego se supo que el pobre doctor no era sino el conocido protagonista de películas XXX.

El escándalo fue tal, que casi querías que llegara Monreal a construir un discurso de reconciliación como el que ahora propaga. Una onda que, tristemente, nadie le cree; ni siquiera los opositores que lo miran con harto sospechosismo. Incluso siniestros personajes que se pasaron de la izquierda a la ultraderecha, acusan a Monry de ser una especie de Caballo de Troya de AMLO que busca infiltrarse entre los conservadores para menoscabarles su folclórico whitexicanismo. Pues si es doble agente, lo disimula muy bien.

En esa misma lógica, Verástegui y su Iberósfera-trumpósfera, ven a Kinky Téllez y los Calderón como liber-progres de la derechita cobarde. Gente nada delirante que afirma que AMLO también quiere acabar con los nacimientos navideños.

Como quiera que sea, el Niño Polla regresa eventualmente vestido de bombero, panadero, repartidor de pizzas (caracterizaciones comunes en su oficio) y la fanaticada de Calderón lo mueve en redes como protagonista de los excesos de la 4T. Ahora hacen pasar a Jordi como un sobrino de López Obrador, nombrado en un alto puesto cual beneficiario del nepotismo. En vez de convocar a sus correliginarios para que se vistan como Rosita Fresita, Claudio XXX les debería quitar el Porn Hub y mandarlos a un curso de fake news para que dejen en paz la imagen del Niño Polla al que ya le deben una lana. Mejor, para que ya no sean víctimas de burlas y pitorreos, en vez de adoptar a un porn star mejor adopten a un mexicano como propone brillantemente el junior Kike de la Madrid. De preferencia un mexicano que labore en el INE que acaba de adquirir un austero seguro para funcionarios de 295 mdp.

otros columnistas