viernes, julio 1, 2022

La iglesia católica y las vacunas

Línea Política 3 de marzo del 2021…Agustín Contreras Stein.

YA QUEDÓ claro, sin duda alguna, que la pandemia del Covid-19, es un asunto de seguridad nacional, por lo que diversos sectores de la población, todos juntos, están obligados a colaborar con el gobierno, para liberar, algún día, a todos los mexicanos, de esta constante amenaza a su salud, lo más preciado que se tiene en el ser humano. Luego de cumplirse el primer año de la recomendación de las autoridades del sector salud, para que, entre otras cosas, se optara por el confinamiento, la calamidad, es todavía un problema general donde se tienen que seguir estrictamente las medidas de sanidad, pues de otra manera, no habrá un verdadero combate frontal a esta enfermedad.

Al referirnos a esta situación que impera en el mundo, pero de manera particular en el país, justo es recordar que la iglesia católica, tiene una gran ventaja como la  de poder llegar a todos los sectores de la sociedad, donde podría su granito de arena para poder convencer a todos los feligreses de que una vez llegada la vacuna, como ya se está viendo en poblaciones marginadas, todos puedan acudir a vacunarse y desechar aquellas creencias familiares, de religión también o por oposición política, o de practicas ancestrales que ven en la vacuna un instrumento de sometimiento, un mal tecnológico, como ha sucedido recientemente en algunas partes de la población.

Por la cercanía de la iglesia con la población marginada, con los más desprotegidos o bien con quienes no se encuentran debidamente informados, es una buena oportunidad de que el Estado, en este sentido, se pueda ver apoyado, pues es necesario erradicar esa creencia de que toda inmunización es peligrosa.

La población del país necesita ser vacuna, ya que de esa manera es como todos habremos de colaborar en este propósito a favor de la salud. Hay muchas familias, todavía en los albores de este siglo, que no aceptan ser inmunizados en contra de cualquier enfermedad. Sin embargo, en este caso del Covid-19, se hace necesaria la inmunidad de rebaño, la cual se alcanza con la vacunación de un porcentaje superior al cincuenta por ciento de la población.

Es necesario, pues, vencer la resistencia de muchas familias que aún no creen en los beneficios de la vacuna, pero más todavía, en los daños que está causando la pandemia, aún cuando todos los días se está informando sobre el número de contagios y decesos.

La iglesia católica, puede ser una gran aliada del gobierno, en tareas por la salud.

                                                         —————————

UNIDAD CIUDADANA, REZAGADA.

UNA DE LAS NUEVAS organizaciones políticas que lograron su registro para participar políticamente en las próximas elecciones, está perdiendo la oportunidad de destacar con candidatos que valgan la pena, incluso, de entrar en la pelea por municipios importantes, como es el caso de Xalapa.

Su líder, Cinthya Lobato Calderón, desde hace tiempo, ha aspirado a gobernar esta ciudad, pero por diversas razones, se ha quedado solamente en el intento.

Sin embargo, ahora que tiene un partido político que la respalde, no ha querido asomar la cabeza, quedándose rezagada, junto con su propia organización, en la búsqueda de esta importante posición política, la cual, por cierto, están disputando, desde ahora, connotados personajes y partidos políticos.

Cinthya Lobato, se ha dicho, podría ser, incluso, punto de referencia para el panorama política municipal, tan solo con su participación, pero todo parece indicar que se han terminado las aspiraciones de quienes tienen un capital político propio y con posibilidades de dar la pelea, sobre todo, en estos tiempos de grandes definiciones y retos para quienes quieren pueden destacar.

En poco tiempo, a Unidad Ciudadana, se le acabó el entusiasmo, pero también el riesgo de haber sido solamente un debut y una despedida.

                                                          ————————

MERECIDA POSICIÓN.

SE DICE QUE Marlon Ramírez Marín, dirigente estatal del Partido Revolucionario Institucional, podría alcanzar una posición plurinominal con rumbo a integrar la futura legislatura del Estado.

Si esto se concreta, no habría la menor duda, de considerar que la oportunidad es bien merecida para quien ha demostrado que ha tenido y tiene plena voluntad para poder rescatar al priismo veracruzano.

Los esfuerzos de Ramírez Marín, nadie lo puede negar, han sido parte importante en este intento de hacer volver al PRI, al escenario político de la entidad, como un partido fuerte, capaz, de reconocida ideología y principios políticos que pocos partidos tienen.

Si Marlon Ramírez Marín, va a la Legislatura del Estado, se asegura una buena representación política del priismo estatal.

                                                          ————————

Y MAÑANA, aquí nos encontraremos, si otra cosa no sucede.

NUESTRO CORREO: ac_stein58@live.com.mx

otros columnistas