martes, noviembre 29, 2022

Fesapauv acepta propuesta de aumento salarial

Lo último

El Sindicato de Personal Académico de la Universidad Veracruzana (Fesapauv), aceptó el incremento del 3.5 por ciento directo al salario ofrecido por la Casa de Estudios, aunque ello no significa que se conjure la huelga hasta no concluir la consulta a todos los agremiados, con base en la reforma laboral.

«La propuesta final viene un incremento del 3.5 por ciento que se pagará en la primera quincena de marzo y será retroactivo al mes de febrero», destacó el secretario general de Fesapauv, José Enrique Levet Gorozpe.

Asimismo, dio a conocer que se convino un incremento en la cláusula 105 del 2.3 por ciento relativa a despensa, mientras que en la cláusula 108 del Contrato Colectivo del Trabajo, que es la ayuda para renta, se incrementará en 4.1 por ciento.

En tanto que, en la cláusula 109 que tiene que ver con la ayuda para el fomento del ahorro, se incrementará 5.7 por ciento y, la compensación para zona barata será de 5 pesos por hora/semana/mes.

En lo que tiene que ver con la ayuda para gastos de titulación, Levet Gorozpe dio a conocer que el incremento será del 12.5 por ciento.

La cláusula 98, de endodoncias y parodoncias, la ayuda será de mil 330 pesos, mientras que la ayuda para armazón de lentes quedará en mil 327 pesos y el seguro de vida quedará en 110 mil 96 pesos.

El dirigente gremial puntualizó que con relación a enseñanza media y el pago del 16 de septiembre, se enmarcarán en el Contrato Colectivo y se establecerán en cláusulas de éste, autorizado por la Universidad.

Previamente a la firma del convenio con la Universidad, se celebró la CVI Asamblea Estatal Extraordinaria, en donde se llevó a cabo la votación libre, directa y secreta de cada uno de los delegados seccionales, secretarios regionales y del Comité Ejecutivo Estatal para aprobar el acuerdo con la Universidad.

«Logramos obtener, entre el incremento directo al tabulador salarial más las prestaciones ligadas al tabulador salarial, -como tenemos salarios diferenciados por las categorías y demás-; logramos casi el 7 por ciento que es una cifra parecida a la de la inflación, con el propósito de recuperar el poder adquisitivo», subrayó.

El secretario general, explicó que con base en la reforma laboral, cada uno de los integrantes debía emitir su voto de manera libre y secreta con la finalidad de acordar la firma de convenio con la Universidad.

Sin embargo, hasta que no se haga la consulta y ésta sea mayoritaria por todos los miembros de la organización gremial, en próximas fechas, en todas y cada una de las regiones de la Casa de Estudios, se podrá conocer el acuerdo para poder definir si se conjura o no la huelga, tal como lo establece la Ley.

«La ley marca que después de que se firme el convenio, el documento se entregue a cada uno de los compañeros en todas las zonas universitarias y se va a establecer en una convocatoria para la consulta y que vayan a los puntos que se van a señalar en la convocatoria», destacó.

Levet Gorozpe reconoció que se trató de una negociación difícil, complicada por la escasez de los recursos y las líneas federales en materia de política salarial para las universidades públicas.

«Logramos obtener un ingreso para este año que nos favorece en términos de equiparar la pérdida de compra que traíamos por efectos inflacionarios», aseveró.

Previo a la firma de convenio en presencia del rector Martín Aguilar y autoridades universitarias, así como de los miembros del Comité Ejecutivo Estatal, Enrique Levet Gorozpe reconoció que en algunas situaciones de diferencias siempre hubo la disposición de encontrar coincidencias para avanzar en la negociación.

Agradeció la presencia de las autoridades del Centro de Conciliación Laboral, toda vez que el escenario económico es de políticas salariales para las universidades, muy complicado y precarias.

«Aceptamos el 3.5 por ciento que no equivale al porcentaje de la inflación porque logramos acompañarlo con otros ingredientes que finalmente encontraron la satisfacción de todos los compañeros.

En el ingreso de cada maestro prácticamente quedó resuelta la pérdida del poder de compra de los compañeros que han sido impactados por la inflación y, debemos reconocer el esfuerzo que está haciendo la Rectoría para obtener los recursos suficientes y hacer frente a esta demanda de nuestro sindicato», reconoció.

Finalmente, expresó al Rector que esta primera revisión con el Sindicato fue un «éxito», ya que el acuerdo que se tuvo con la Asamblea fue por unanimidad, por lo que se autorizó la firma del convenio a través de voto libre, directo y secreto como lo marca la reforma laboral.

En su oportunidad, el rector Martín Aguilar Sánchez, expresó que fue un proceso complicado en el contexto nacional, pero reconoció que se trató siempre de un diálogo fraternal a pesar de las diferencias naturales, dados los procesos en los que se encuentran las universidades.

«Estoy muy contento de esta firma que hemos logrado ahora. Sé que es un contexto diferente, pero me gusta escuchar al Ingeniero cuando dice que vamos con toda seguridad y entusiasmo a la consulta, eso es una referencia muy importante», mencionó.

Comentó también que el sindicalismo juega un papel fundamental en la historia de México, además, sostuvo que el sindicalismo juega un papel esencial porque no se puede ni se debe hacer a un lado a los sindicatos

Sino al contrario, en el nuevo contexto de la reforma laboral adaptarse juntos con los sindicatos, las administraciones a los cambios que vienen y que están sucediendo en el país, de suerte que esto que se firma hoy es benéfico y puede llevar a un proceso de consolidación de todas las instancias democráticas del país.

Añadió que avanzar en el esquema de la reforma laboral es un momento especial, pero tiene un aspecto central: que las autoridades ahora están impulsando que estos procesos sean transparentes, legítimos y claros en donde todos salen fortalecidos.

Relacionados

Columnistas